ESTADOS UNIDOS – La mundialmente aclamada serie de televisión Game of Thrones tiene acostumbrados a sus fanáticos a esperar lo impensado, acabando sorpresivamente con la vida de personajes queridos por la audiencia, e incluso trayendo a la vida a otros que se creían desaparecidos. Anoche, en un inesperado giro en la trama y cuando millones de fanáticos esperaban el capítulo 9 de la sexta temporada, HBO, compañía productora de la serie, reemplazó el episodio por una transmisión en vivo del creador de la historia, George R. R. Martin, anunciando su abrupta cancelación.

“He decidido dejar la historia ahí.” señaló Martin, quien aún no terminaba de escribir las partes 6 y 7 de la extensa saga literaria sobre la que se basa la serie televisiva; “Si algo he aprendido en estos años es que el público siempre busca sorprenderse.” añadió. Tras su breve discurso, se transmitió un corto video con los mejores momentos de la serie, detallando los conflictos de la trama que quedarán para siempre pendientes de resolver, y luego se mostró el logo de HBO estático durante 40 minutos.

Si bien la inesperada movida ha dejado con sentimientos encontrados a gran parte de la audiencia, ha sido calificada por la crítica como “brillante”, y la serie ya se perfila como principal candidata para los próximos premios Emmy. Por su parte, HBO anunció que el próximo domingo empezará nuevamente la transmisión de la serie, empezando desde el primer episodio.