BUENOS AIRES, ARG – En una reunión de la CONMEBOL en la que se discutieron las bases de la próxima Copa Libertadores, se tomó la decisión de que los equipos peruanos empiecen el torneo con dos puntos de ventaja, medida que busca “equiparar las condiciones de todos los equipos,” según declaró el presidente Alejandro Domínguez.

Luego de discutir por una hora sobre las posibilidades de los equipos peruanos de avanzar en la copa con el sistema actual, se llevó a votación la propuesta, siendo aprobada por los diez miembros de la confederación. En conferencia de prensa, el portavoz de la Federación Boliviana de Fútbol describió la medida como “un acto de justicia por años de condiciones disparejas para Perú.”

Algunos incluso consideraron que esta medida es insuficiente y no será de gran ayuda para los equipos clasificados por Perú de defenderse en la copa. El vicepresidente de la CONMEBOL, el colombiano Ramón Jesurún, opinó que “esto tal vez logre maquillar las lamentables participaciones de equipos peruanos, pero si se busca que esos equipos tengan posibilidad de pasar la primera fase, estamos aún muy lejos.”. Cuando le preguntamos a Edwin Oviedo, presidente de la FPF, declaró que “Es un primer paso, aún falta mucho.”